recuperación del aluminio, La tecnología mejora la recuperación del aluminio, Recemsa, el chatarrero.

La extracción de los metales es cara, contaminante y los recursos son limitados, por lo que aquellos como el aluminio, cuya producción ha aumentado, requieren de procesos alternativos como el reciclaje. Mediante la recuperación de aluminio se consigue conservar las propiedades del mismo, además de ser más económica, ya que únicamente se requiere un 5% de la energía necesaria para su producción primaria. Es por ello que, seguir trabajando en el desarrollo de técnicas que mejoren el proceso es esencial para conseguir mayor rentabilidad y, sobre todo, la conservación del medio ambiente.

Una de las técnicas de recuperación de aluminio más efectiva es la realizada con sensores, ya que consigue fracciones de aluminio con purezas del 98% y 99%, por lo que esta clasificación permite una rentabilidad elevada, debido al grado de pureza de las piezas recuperadas. Esto es, sin dudas, la solución a los problemas que presenta la recogida de chatarra de producto mixto, ya que, cuando la separación no es posible y está mezclado con zinc, cobre o hierro, la calidad del aluminio baja y se reduce la funcionalidad.

Para la clasificación de la chatarra de aluminio normalmente se usan dos sistemas: separación por flotación y clasificación basada en sensores. La primera de ellas separa metales de distinta densidad y es útil para la separación del aluminio y los metales no férricos, pero la separación por flotación no permite la distinción de aleaciones de aluminio. Por ello, la eficiencia de la clasificación con sensores es superior gracias a la tecnología que combina alta precisión con velocidad. Puede separar incluso materiales por densidad e, incluso por color.  Estos equipos no son contaminantes y permiten distintas funcionalidades, incluso recuperar el metal que se separa del aluminio.

La recuperación del aluminio es imprescindible en la actualidad debido al gran consumo que se realiza de este metal en diferentes sectores, por lo que seguir evolucionando en nuevas técnicas es esencial. En Recemsa, El Chatarrero trabajamos con la última tecnología y un equipo humano altamente cualificado, para aprovechar al máximo cada proceso de recuperación de la chatarra.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.