CÓMO SE REALIZA EL RECICLAJE DE CHATARRA

reciclaje de chatarra

El reciclaje y recuperación de materias tanto orgánicas como las inorgánicas tiene múltiples ventajas. La más importante es la conservación del medio ambiente.

El reciclaje permite el ahorro de materias primas y disminuye el gasto de energía y agua; bién reduce la generación de residuos y la contaminación añadida.

La labor de las empresas de tratamientos de residuos como es el caso de Recemsa favorece la sostenibilidad del medioambiente.

Las diferentes chatarras entran en nuestras instalaciones. Dependiendo de la cantidad que traigan puede necesitar el uso de la báscula puente para el pesaje de vehículos o, si la cantidad es menor, se pesará en la báscula de detalle.

Las básculas deben ser electrónicas homologadas, supervisadas y revisadas por la Comunidad de Madrid.

Los vehículos provistos de caja basculante descargan automáticamente en la sección correspondiente destinada para el material que traigan
Los vehículos sin basculante son descargados por nuestras maquinarias provistas con grúas con pulpo e imán, que levantan un peso y lo depositan en el lugar que corresponda.

Las chatarras pesadas en la báscula de detalle son recogidas por nuestros operarios.

Los responsables de la compra realizan una inspección visual de la chatarra y comprueban la calidad y naturaleza del material descargado para que se corresponda con el presupuesto acordado. Los precios de los diferentes metales y chatarras de hierro varían. El precio por kilo depende del mercado bursátil de los metales, la demanda del metal nuevo, impurezas…. Nuestro proveedores llaman por teléfono o nos envían un mail para informarse de un precio orientativo es ese momento. El precio final se determina en nuestras instalaciones.

Los materiales se clasifican según su naturaleza:

  • Férricos: chatarra de hierro y acero.
  • No férricos: chatarra de otros metales: cobre, bronce, latón, zinc, acero inoxidable, aluminio, níquel, plomo, aceros especiales,…
  • Mixta: chatarra de hierro o acero mezclada con otros metales.

Concluido el proceso y preparado el material se carga en camiones y/o en tráilers para transportarlo a las fundiciones de cobre, de aluminio, de latón,…. según sea la naturaleza del material, allí se fundirá y volverá a convertirse en materiales nuevos que, mediante moldes le dan forma de : vigas, pletinas, chapas, varillas, piezas, etc., de acero, aluminio, cobre, latón, inoxidables, etc.

Todo el proceso debe llevarse a cabo por  personal cualificado y maquinaria industrial especifica de la actividad teniéndose en cuenta las medidas de seguridad indicadas en previsión de riesgos laborales.

En las actividades que desarrollamos en nuestra vida tanto a nivel de empresa como a nivel particular en nuestros domicilios, generamos materiales que caen en desuso por diversas razones, cuando estos materiales son mezclados y desechamos lo denominamos residuo.

El residuo no siempre es un desecho a destruir, a veces, es posible recuperarlo. Valorizar los residuos supone optimizar sus características mediante procesos de reutilización, recuperación y reciclado.

Clasificar un residuo, reciclarlo y poder darle un valor (valorizarlo) es muy conveniente para el medioambiente.

En las plantas de reciclaje, como es el caso de Recemsa, se clasifica el hierro y cada tipo de metales (cobrealuminiozincplomolatón,…) para posteriormente ser entregado a las fundiciones que emplearán dichos materiales como materia prima. Los gestores de Residuos convertimos los residuos en materiales reutilizables para otras actividades, fomentando así, la valorización de los residuos y evitando el depositarlos en vertederos.

Esto mismo ocurre con la goma, el papel o los plásticos.

La valorización está incluida en la Gestión Integrada de los RSU (Residuos Sólidos Urbanos). Esta Gestión engloba todas las etapas de manejo de residuos: la generación, la disposición inicial, la recolección, el transporte, el tratamiento y la disposición final adecuada

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.