Descubre qué es y para qué sirve el anodizado de aluminio

Hoy nos ocupa hablar de un proceso por el cual un metal cobra más espesor y resistencia: El anodizado de aluminio. En Recemsa, El Chatarrero tratamos de hacer llegar a la gente aquellos procedimientos en el tratamiento de los metales que, además, pueden beneficiar en su posterior reciclado.

¿Qué es el anodizado de aluminio?

Es una técnica electrolítica por la cual se forma una capa de óxido en la superficie del metal original, en este caso el aluminio. El nombre viene dado por el hecho de que la pieza tratada en este material hace de ánodo en el circuito eléctrico. En este proceso se pueden observar distintas técnicas aparte de la mencionada. También se hace mediante procesos de interferencia óptica que llevan a acabados estéticos distintos como el gris, el azul, el color perla o el verde. Lo que se pretende conseguir a través del anodizado es una mayor resistencia a la corrosión protegiendo el metal original. Con ello, se favorecerá a que la pieza de aluminio obtenga una mayor durabilidad en los tiempos de uso. La protección que implica realizar este procedimiento tendrá que ver con el espesor otorgado a esta capa. En este sentido cabe señalar que el recubrimiento oscila entre  µm hasta las 20 µm.

Anodizado de aluminio y el reciclaje

Se trata de un formato que también es reciclable. De hecho, el aluminio anodizado y su gestión para su posterior reutilización permite, en mayor medida, la emisión de más dióxido de carbono por cada kilo de material que, por ejemplo, el aluminio lacado. Por ello, la gestión de este material es necesaria para el medio ambiente puesto que muchos de los objetos utilizados en el día a día están hechos de este tipo de metal.

Aparte de lo mencionado, hay que señalar el auge de la instalación de cables conductores que están compuestos por aluminio anodizado. Por lo que el sector chatarrero ofrece una cobertura vital a la hora de manipular, gestionar y separar los componentes que luego serán reutilizados. Recordemos que el aluminio es un material que puede reutilizarse en multitud de ocasiones.

La limpieza del anodizado del aluminio también permite un aprovechamiento de sus características y el valor añadido que le aporta a las propiedades del metal. Con el tiempo, es posible que esta capa se vea ensuciada debido al uso, desgaste o contacto con agentes ambientales. Por ello es conveniente limpiar con ciertos tipos de detergente. Este hecho apenas daña el anodizado y es muy efectivo. No obstante, si hiciéramos lo mismo con una pieza de aluminio sin adonizar, sí que podríamos dañar o desgastar el metal, mermando de este modo algunas de sus cualidades.

Comprometidos con el reciclaje de metales

En Recemsa, El Chatarrero nos ocupamos de poner todas las facilidades para el reciclaje de este tipo de metales y de otros muchos. Aminorar las emisiones de gases a la atmósfera es un objetivo que, a día de hoy, ya es urgente. Por ello nuestro sector es una pieza fundamental de cara a combatirlo y proteger el medio ambiente. La economía circular y la reutilización de nuestras materias primas suponen una oportunidad manifiesta para comenzar una utilización más sostenible de nuestros recursos.

Desde nuestra chatarrería, así como los canales de información de los que disponemos, procuramos que las personas comprendan de manera didáctica los procesos de gestión del metal. Familiarizarse con el sector es facilitar las dinámicas de reciclaje. Por ello, si tienes cualquier duda, sugerencia o consulta, nuestro equipo de profesionales estará a su plena disposición para detallar la información que desee conocer. Le ofrecerán una respuesta personalizada, concisa y atenta para, así como un presupuesto sin compromiso si así lo desea.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.