La importancia de reciclar correctamente cables eléctricos

Es probable que gran parte de la población todavía no conozca bien la importancia que tiene reciclar de manera adecuada los cables eléctricos y mangueras conductoras. A menudo, nos encontramos esta serie de desperdicios en contenedores de basura comunes o correspondientes a plásticos. Por ello es conveniente informar divulgativamente sobre este tema para concienciar a la gente de cuáles son sus lugares idóneos de cara a su correcta gestión. De la misma manera, también es necesario arrojar luz sobre cuáles son los procedimientos adecuados para aprovechar los metales que se extraen de ellos.

¿Cómo se reciclan los cables eléctricos?

Las mangueras y el cableado eléctrico deben llevarse a reciclar en los centros de gestión autorizados para ello. En este punto, las chatarrerías son el lugar donde su gestión se optimizará puesto que el metal resultante de estos desechos se extraerá para dar lugar a nuevos productos con el material aprovechado. Los puntos limpios también son lugares correctos para depositarlos. Sin embargo, si lo que deseas es asegurarte de que la materia prima sea reciclada de forma total, no dudes en pasarte por tu centro chatarrero de confianza. Hay que tener en cuenta que, cuando llevamos este tipo de desperdicios a una chatarrería, debemos asegurarnos de que esta cumpla con la reglamentación vigente y esté debidamente autorizada y regulada.

¿Qué metales se extraen del cableado?

Los cables eléctricos están hechos a partir de varios materiales. Tras su revestimiento hecho, normalmente, a partir de plástico, son comunes principalmente dos metales:

  • Cobre: Un metal que se caracteriza por ser dúctil, maleable y tremendamente bueno a la hora de conducir electricidad a temperatura ambiente. Se podría decir que es el conductor de electricidad por excelencia. Además, su capacidad para plegarse y ser flexible, aportan al cableado una tremenda resistencia. Además su bajo coste supone una solución eficaz para su uso de forma masiva y extensiva en todas las sociedades.
  • Aluminio: No tiene tanta conductividad como el cobre. Sin embargo, el aluminio es mucho más ligero. Esto supone que, en algunas aplicaciones muy concretas, sea el metal favorito a la hora de elaborar circuitos. Sin duda, también lo encontramos en multitud de cables y mangueras eléctricas.

cables eléctricos en chatarrería

Proceso de reciclaje de los cables

Para gestionar bien los cables y mangueras, hay que tener en cuenta que contienen materiales muy diferentes entre sí. Por ello, cada material del cuál esté provisto tendrá un procedimiento distinto. Dicho esto, el proceso fundamental a la hora de reciclar estos residuos es el de separar sus componentes. Hay que separar bien el plástico del metal para así obtener el material de manera limpia.

Cabe recordar que tanto el cobre como el aluminio son metales que pueden reutilizarse una y otra vez sin que esto afecte a sus propiedades. Por ello, reciclar cables eléctricos es muy necesario tanto para nuestro medio ambiente como para aprovechar materias primas con las que hacer nuevos productos.

Por ello, en Recemsa El Chatarrero, gestionamos de la mejor manera la chatarra y los residuos en su formato de cables eléctricos. De esta manera garantizamos la separación de sus componentes y el aprovechamiento de los metales que contengan para su posterior reutilización. Tanto a través de nuestra página web como en los demás modos de contacto telefónico o personal que ponemos a tu disposición, te informaremos sin compromiso acerca de las condiciones para gestionar dichos residuos. Nuestros profesionales te proporcionarán un trato amable y eficiente. En nuestra chatarrería, creemos en nuestra actividad no solamente como un trabajo, sino también como una posición desde la cual informar de un modo valioso a la gente. Continuaremos trabajando para la sostenibilidad y la salud medioambiental.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.