Manguera de cobre pelada

RECICLADO DE CABLES DE COBRE

Cuando reciclamos cables de cobre lo que principalmente debe hacerse es separar el cobre de su recubrimiento, generalmente suele ser  de goma,  adhesivos ceras o polímeros.

Hay diferentes formas de poder separar la cubierta del hilo para el reciclado de cables de cobre.

Una de ellas es quemar  la parte externa del cable para dejar libre el metal. Sin embargo  no es beneficioso para  el medio ambiente, porque que los gases que se expulsan son muy contaminantes. Además hay que tener en cuenta que está  terminantemente prohibido.

Esto no es una práctica habitual ya que para los centros de reciclaje de metales tienen prohibida su compra, debido a que el cobre quemado se vincula comúnmente con robos o malas prácticas.  En plantas de reciclaje autorizadas, como es el caso de Recemsa, podemos comprar el cobre quemado como consecuencia de incendios en instalaciones eléctricas, pero debe de estar certificados por la policía, guardia civil o bomberos.

Otra alternativa es trocear el cable y eliminar manualmente la cobertura, o introducirlo en una máquina peladora o molino.

Los cables se han  convirtiendo en un elemento habitual en la vida diaria, aunque haya aumentado en los últimos años las transmisiones por ondas (WIFI) o las baterías individuales..

Mucha gente desconoce la posibilidad de reciclar  cables de cobre y los lleva a contenedores de reciclaje o a  punto limpio, sin embargo  puede entregarse en  centros de reciclado específicos de metales, cuya función es el reciclado de cables de cobre, donde serán recuperados y además recibirán un dinero por ello. Este es el caso de nuestra empresa,  puede consultarnos el precio de compra.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.